Un canal de YouTube experimenta con esta peligrosa sustancia inflamable.

Fuente