La serie Black Mirror ha mostrado en sus tres temporadas inventos tecnológicos capaces de cambiar la vida de las personas y ahora, a punto de estrenar la cuarta, su productora, Annabel Jones, reconoce que puede aterrorizar aun más al público.

Fuente