SANTO DOMINGO. La Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santo Domingo (CAASD) concluyó los trabajos de la cañada de Bonavides en su totalidad con la canalización de 400 metros mediante la construcción de un alcantarillado tipo cajón de 4.20 metros por dos metros lineales de sección.

La obra construida abarca los barrios La Ciénaga, Los Guandules, Domingo Savio, Guachupita, 27 de Febrero, Aguas Azul y María Auxiliadora y se espera que tenga un impacto en la vida de 27 mil personas en esos sectores.

La obra tuvo una inversión de 32 millones 664 mil pesos en los trabajos de saneamiento y remozamiento de la Cañada Altos de Bonavides, entregada este miércoles. Inició en octubre de 2013, terminando la primera fase en diciembre del mismo año.

El director de la CAASD, Alejandro Montás, explicó que la totalidad de la obra incluyó la canalización de 1,341.76 metros a través de un canal rectangular de 4.20 metros de ancho dividido por un muro central construido con hormigón armado. La cañada de Bonavides

El proyecto comprende la construcción de 300 metros lineales de piedraplén de 0.80 metros lineales de espesor para la estabilización del fondo de la cañada, así como 260 metros lineales de alcantarilla tipo cajón de hormigón armado. Además la instalación de interceptores en ambos lados de la alcantarilla para las aguas residuales.

También se construyeron 80 metros de canal de 12 metros y se colocaron 120 metros lineales de colchoneta “reno” y 30 metros cúbicos de muro de gaviones.

“Este proyecto incluyó la intervención de cuatro cañadas con una longitud de alrededor de 268 metros lineales, de las cuales 116 metros lineales fueron con tuberías de 16 pulgadas. Construimos ocho registros en ladrillo conectados a 152 metros lineales de cañadas en muro de block de 8 y losa de hormigón armado”, explicó el director de la CAASD.

Montás señaló que también fueron saneadas alrededor de tres mil metros cuadrados, incluyendo la remoción de escombros y vertederos improvisados en el sector y se construyó la casa comunitaria, con un área de 70 metros cuadrados.

“Se repararon dos viviendas a las que se les construyó anexos y fueron reforzados los escalones que dan acceso al puente de la cañada con muro de encache en piedra en un área de aproximadamente 90 metros cuadrados”, señaló.

Montás sostuvo que alrededor de las cañadas se rellenó 300 metros cúbicos de material para la rehabilitación de acabados urbanos, construyendo escalones en algunos casos y se rehabilitó alrededor de 130 acometidas de agua potable en tubería y restituyendo más de 150 cometidas de aguas residuales conectadas a las distintas cañadas.

Fuente