Robb y su novia se llevaron una gran sorpresa cuando leyeron con detalle lo que estaba escrito en las entradas.

Fuente