“Ningún individuo, especialmente Donald Trump, debería tener el poder absoluto de destruir naciones”, advierten en una carta abierta al Congreso.

Fuente